Conjunción Natural del Arquerozoico

Regimen Natural en el Arquerozoico
Este proceso instaurado desde su inicio, a partir del fraccionamiento del tercer de los discos PROTO/Planetarios que configuraban el sistema solar, surgió de forma abrupta desde el momento mismo de la perturbación inercial, pasando a estructurarse por medio de las resonancias de campos adquirida, como una nueva jerarquía fractal en termino de estabilidad que hicieron de estas propiedades sus fuentes armónicas que balancean las fuerzas participantes.
La nueva relación de entrelazamiento en termino de fases conmensurables adquirida por la Tierra y la Luna, llevaron a los dos astros asociarse en termino conjunto, como la clave de la estabilidad a largo plazo de la relación astronómica, como una postura estable.
Las conjunciones planetarias terminaron asumiendo la fuerza de un régimen que pusieron en marcha las fases de Interdependencia Inercial Secular que motorizaron los acontecimientos acaecido en la Tierra a partir de su inicio hace 4,653.50(m./a.) atrás, hasta hace 2,285.50 (m./a.) por espacio de 2,368.00 m./a. en que concluyo este episodio oscilatorio en sentido estricto de tiempo y espacio, denominado como la Conjunción Natural del Arquerozoico.
Estos fenómenos están matizados por la naturaleza de los empujes que reciben, describiendo fases suplementarias de inercias restauradoras que definen los acontecimientos geológicos que se suscitan en la Tierra, en forma de conjuntos factoriales que le dan sentido a los ciclos geológicos que se ejecutan por medio de los procesos, cuyas interrelaciones definen los roles jugado por cada una de ellas.
En la medida que las Tierra y la Luna, definieron su accionar, las fases se fueron conjugando en consonancia libre de transferencia en su cambio de posición y de equilibrio, a partir de la primera fase en resonancia síncrona primogénita y seguido del posterior barrido de los fragmentos de materias en forma de meteoritos antiguos que se fueron enroscando durante 438.12 millones de años, estructurándose mediante un mecanismos dinámicos que se conocen como resonancia adquirida que alcanzaron rápidamente masa y volumen considerable dejando de ser lo que eran, cuando entran en acción las influencias de los campos en termino de jerarquía fractal, pasando la Tierra de un estado inferior a otro de mayor jerarquía, en procesos magnéticos entrelazados a la Luna, conjugando las fuerzas de interacciones superpuestas y de sincronización en su entorno de forma continua sin poderse separar en su conjunto, formando un entramado en común que se originaron al mismo tiempo.
Estableciendo el umbral de la resonancia magnética primogénita, como la primera de las fases subsecuente, en medio de un fulgurante estado sincrónico de grandes emanaciones de microondas que no dejaba consolidar la corteza Lithográphica, las que le confirieron a la Tierra la característica de un periodo magmático, hace ya 4,223.00 m./a. a 4,653.50(m./a.), que calentaban el planeta en grado extremo y no dejaban afianzar la superficie.

Esta entrada fue publicada en El Cambió Climático y Aceleración Secular. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s